2º estudio sociológico

Hola niños y niñas, después del primer estudio sociológico y viendo la buena respuesta que nos disteis, nos lleva… al estudio sociológico de los miércoles, porque no hay nada bueno que hacer un miércoles!

Imaginar por un momento que sois Bill Murray en el “día de la marmota”, ¿cual sería vuestra marmota? ¿Cual sería vuestro Pansatoni? ¿En que día no os importaría quedaros atrapados eternamente (o por un tiempo)?

Esperamos vuestras respuestas, pequeños Kas naranja y limón!

12 opiniones en “2º estudio sociológico”

  1. Hmmm…. desde pequeño guardo el buen recuerdo de lo maravilloso que era el primer día de vacaciones… así que para recordar al niño que fui y que aún llevo dentro me quedaría con ese día :D

  2. Bueno, no me conoceréis todos pero Ivan seguro que sí. Estaba pensando y mi día de la marmota es un poco de princesa pero bueno. Me quedaría en un día en el que me despierte en mi casa nueva, desayune en el porche con mis gatos por ahí y dedique la mañana a estudiar lo que estudio ahora que es lo que más me gusta en el mundo. Luego iría a comer con mi amiga de toda la vida a una terraza frente al mar. La tarde sería soleada, de paseo, puede que un poco de familia paterna o algunas compras. Y por la noche cena y marcha con amigos. Marcha en la que conocería al hombre de mi vida y se repetiría ese encuentro cada día como ‘cincuenta primeras citas’. Aish que cursi, tan cursi que es horroroso, pero es lo que hay! Recuerdos desde la isla de la calma.

  3. Yo creo que tengo varios días que no importaría revivir.
    El primero que recuerdo con especial nostalgia fue cuando era pequeño y se calló mi primer diente de leche. Bueno más bien me lo arranqué para ser como el resto de niños que se les caían. Ese día me lo pasé entero en una piscina chapoteando, ni siquiera merendé para no tener que hacer la digestión. Era la primera vez que veía una piscina. Cuando eres niño, cualquier cosa te sorprende…

  4. El otro día en el que me quedaría a pasar un rato fue en Torredembarra. Rodeado de amigos, cenita en la terraza, vino y compañía. La borrachera fue máxima, pero cada vez me sentía mejor, feliz, lo tuve todo en un momento. No podía parar de reir y de hacer reir, estaba muy tonto…
    Además gané sin querer todas las partidas de cartas. Y para finalizar el día, intimidad “conyugal”… pasión y amor son una buena combinación para llegar al frenesí…

  5. Primo, ese día que alcanzaste el nirvana, Nesi y yo subimos al día siguiente en tren, puede ser?? ;) Si estaba manos flácidas fijo! xDDD

  6. A decir verdad quisiera quedarme atrapado en muchos de mis días. Ay! mi vida me ha llevado a pasar muy buenos ratos, digo, maravillosos ratos. Esos espléndidos días de verano con su imperioso sol tostando mi cabeza, sus rios de sudor por la nariz, mientras con sonrisa lasciva lames tu Callippo.
    Y que me decís! de esos maravillosos lluviosos de la ostia que por más que seques los cristales de las gafas, jamás consigues ver.
    En fin, me costaría mucho elegir un solo día para quedarme atrapado.
    De todos modos el mejor día fue también el mejor para ella.

  7. Pues la verdad es que he estado un rato pensando y no sabría que día decir. Me conformo con un ratito de buena compañia y tal vez una copa de vino… En fín esos momentos mágicos de conversaciones hasta las mil. Esos, esos son los buenos momentos.

    Un saludo.

  8. Tumbados en la cama, Levantarnos, Desayuno: Pan con tomate con jamón y un buen café c/leche. Tumbarnos en la cama, caminar por la playa, Tumbarnos en la arena, Ducha, Tumbarnos en la cama, Comida: ensalada con feta y champiñón, vaso de gazpacho, tumbarnos en el sofá, siesta, caminar por la playa, chapotear en el mar, tumbarnos en la arena, ducha, Cena: Sopa fría con pan y una buena coca-cola. Besos Pasionales, Tumbarnos en la cama.

  9. Fue mucho más divertido el día ke Samuel y yo nos preguntamos ke necesitaban más Ruben e Ivan: si aprender a jugar a fútbol o aprender Inglés.

    Xo bueno, mi día de la marmota es bien fácil: 13 de Enero de 2007. Mi 30 cumpleaños, con una resaka cojonuda, además de una fiesta sorpresa por mis colegas, comida en el Racó del Cargol y, sobre todo, 3-1 al puto Barça. ke más se puede pedir?

  10. Mi segundo intento.

    Lo peor de todo es que se me han ocurrido más días xD

    Como trabajo todos los fines de semana jodiendo al personal con encuestas telefónicas que contienen preguntas verdaderamente absurdas, el día que me pido fiesta y consigo salir a la calle simplemente para dar un paseo es una sensación casi orgásmica. El tiempo se pasa lento , pero no por ello aburrido porque cada minuto de libertad cuenta. Parece mentira pero cuando sales a la calle por algo un motivo que realmente te apetece incluso hasta la luz del día te parece diferente.

    Otro momento es cuando fui a pasar el fin de año en Strasburgo, que al final acabamos en un pueblo remoto de Alemania xD Eso fue una semana marmotera, como un parentesis en una vida ajetreada, sabía que estuve allí pero cuando llegué a Barcelona era como si el tiempo no hubiera pasado, fué como un pequeño mudno alternativo hacia donde escapé y me refugié por unos días.

Comentarios cerrados.